La resiliencia es un concepto psicológico cuyo origen se remonta a la física y la química, como la capacidad de cualquier material de volver a su estado original. De esta metáfora surge la idea de que los seres humanos también tenemos esa capacidad de reponernos luego de sufrir una circunstancia adversa o de vivir un evento traumático, haciendo de estos una experiencia positiva de aprendizaje. 

resiliencia

En esencia todos los seres humanos tenemos la capacidad de desarrollar la resiliencia, pues todos nos hemos enfrentado a momentos difíciles como: la muerte de un ser querido, una ruptura amorosa, la pérdida de un trabajo, entre otras. Sin embargo, algunas personas son más resilientes que otras. ¿Cómo aprender de ellas y tener más resiliencia en la vida? Aquí te contamos algunos hábitos que practican las personas resilientes:

  1. Se conocen a sí mismas. Para ser resilientes y aceptar las situaciones es importante conocer nuestras debilidades y fortalezas, pues esto nos permite tener objetivos y metas claras conociendo nuestras limitaciones.
  2. Tienen confianza en sí mismas. No de una manera arrogante ni egocéntrica, las personas resilientes saben quiénes son y para dónde van, conscientes de lo que tiene para ofrecer y de lo que necesitan de los demás.
  3. Son creativas. La resiliencia nos invita a transformar el dolor en algo positivo y poderoso. Las personas resilientes buscan en su experiencia un propósito y un para qué y se mueven en torno a ellos. 
  4. Practican mindfulness. La atención plena y vivir el momento presente son dos herramientas para vivir en el ahora y ayudarnos a trabajar en la aceptación de las circunstancias. Las personas resilientes meditan.
  5. Sueltan el control. La resiliencia no es la ausencia de emociones o de miedo frente a algo, es la capacidad de observar con amor y entendimiento lo que sentimos para procesarlo mejor y seguir adelante. 
  6. Buscan ayuda. Entender que no tenemos que lidiar con todo solos es una de las principales herramientas para ser resilientes. Ante una situación complicada buscar la ayuda de un profesional, encontrar apoyo y soporte emocional en familiares y amigos, es fundamental para superar cualquier adversidad. 

La resiliencia nos invita a ver la vida con objetividad, a aceptar que algunas cosas se salen de nuestro control, pero que también hay otras que podemos manejar tomando buenas decisiones, enfrentando retos y venciendo miedos. La resiliencia es ser flexibles ante los cambios y a fluir con ellos, es entender que la vida no es estática, pero que siempre existe la posibilidad de continuar adelante sin importar lo complejo o doloroso de alguna situación.